cultura organizacional

En muchas ocasiones no se le da la prioridad necesaria, no se sabe cómo establecerla o la falta de costumbre hacen que pasemos por alto la organización dentro de las empresas ya que tiene el poder de determinar el éxito o fracaso de una compañía.

A diferencia de otras culturas, a los mexicanos no no es tan fácil organizarnos, y es por la educación que hemos recibido toda nuestra vida, pero esto no quiere decir que no podamos cambiarlo.

Una empresa se sostiene por lazos unidos que van hacia una misma dirección y al mismo ritmo. Las estructuras organizacionales sólidas permiten desenvolverse a todas las áreas y trabajar con el apoyo de otros, en donde cada departamento es parte del mismo rompecabezas.

Pero crear y consolidar esta estructura no es tarea fácil y tampoco puedes tomarlo a la ligera, no es cuestión de escribirlo en un papel y ya, hay que comunicarlo y dejarle en claro a las personas la función que tienen dentro de cada empresa.

Especialistas nos dan recomendaciones para que lo logremos:

Comunicación

La buena organización comienza con una comunicación efectiva. Las personas en una compañía funcionan como engranajes, si uno no funciona correctamente todo los demás tampoco funcionará, es necesario implementar canales efectivos de comunicación entre todas las áreas.

Define organigramas

Hay muchos tipos de organigramas, puedes elegir el que más se adecúe a la filosofía de tu compañía, pero no lo omitas, un organigrama ayuda a saber las funciones de cada persona y como está organizada formalmente.

La exacta definición de roles y competencias en un organigrama es fuente de rigidez organizacional, esto busca eficiencia y claridad en las tareas diarias.

Lidera y estimula correctamente a tu equipo

Para funcionar en armonía y sin altibajos hay que establecer un sistema de incentivos a quienes destaquen en sus áreas. Primero hay que tener bien en claro qué se espera de ellos y cuáles son los objetivos y metas.

Los incentivos no deben quedarse en bonos, utilidades o dotaciones, si no que deben ser también de carácter social como promociones y reconocimientos.

Establece reglamentos

Establecer políticas y reglamentos hará más fácil que todos estén dentro de un mismo canal, tener en claro los derechos y obligaciones de cada persona creará una cultura organizacional que conllevará a un bienestar que se reflejará hacia dentro y fuera de la organización.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *